Hace unos días Elon Musk advirtió de una campaña de desprestigio contra él: ahora, es el centro de un nuevo escándalo sexual mediático

Publicado por: Adrián Ruiz
Elon Musk

Con la compra de Twitter paralizada, hace unos días Musk volvió a hacer una de las suyas con otro tuit polémico, en esta ocasión sin ninguna relación con la adquisición de la red social.

Relacionado: ‘El juego del calamar’ y una cuenta verificada de Elon Musk: el peligro de las estafas en criptomonedas valoradas en millones de dólares

Acostumbrado a dar siempre su opinión, una faceta que se le desconocía al magnate fue su orientación política. Hasta el pasado miércoles, que en medio de una vorágine reconoció haber votado siempre a los demócratas, pero que ahora votará por los republicanos debido a su descontento con el bando opuesto.

Tampoco es de extrañar ni pilla por sorpresa a muchos: en ocasiones Musk ha dejado caer, con humor, su opinión sobre «la generación woke» y el paradigma político global. En el pasado ya expresó que «la extrema izquierda odia a todos, incluido a ellos mismos», pero aclarando que no es «fan de la extrema derecha».

Aquel tuit a favor de los republicanos ha encendido una mecha, pero tiene también un origen, y ese origen tiene dos nombres: los índices ESG y S&P.

Una cruzada personal

En las últimas semanas, Tesla, una las compañías de Musk, ha visto como ha caído su cotización en bolsa, llegando a mínimos desde agosto de 2021, una caída del 32%. Pero el mayor varapalo para el fabricante de coches eléctricos ha sido la perdida de su puesto en el índice ESG (Environmental, Social y Governance), un gobierno social propiedad del índice bursátil S&P, encargado de evaluar hasta qué punto las corporaciones trabajan con objetivos sociales.

Musk no tardó en reaccionar mostrando su desacuerdo, y asegurando que «Tesla está haciendo más por el medio ambiente que cualquier otra compañía», asimismo, adjuntaba un meme en el que bromea con que el ESG simplemente sigue «la agenda de la izquierda».

No ha sido la única de las críticas recientes del Musk: también ha calificado las métricas de la ESG como «fundamentalmente defectuosas», y en abril llegó a decir que «el ESG corporativo es el diablo encarnado».

A raíz de todo el panorama que se estaba aconteciendo, Musk advirtió a sus seguidores que en los próximos meses aumentarían los ataques políticos en su contra. Hoy mismo ha compartido otro mensaje donde expresa lo siguiente: «Los ataques en mi contra deben verse a través de una lente política, este es su libro de jugadas estándar (despreciable), pero nada me impedirá luchar por un buen futuro y su derecho a la libertad de expresión». Ese comentario final podría ser una clara alusión a la compra de la red social.

Musk ha llegado a bromear con que cualquier escándalo relacionado con él debería llamarse «Elongate», que en inglés significa «alargar». Y por lo visto, no ha tardado en aparecer uno.

Conductas sexuales inapropiadas y un caballo

Recientemente Business Insider ha publicado una noticia en la que se afirma que SpaceX, de Musk, pagó 250.000 dólares en 2018 para resolver una demanda de acoso sexual por parte de una asistenta de vuelo de su jet privado: acusó a Musk de exhibirse ante ella.

Elon Musk

Aunque el artículo no identifica a la denunciante, pero sí cita a una persona anónima que asegura ser amiga de la auxiliar. Presumiblemente, esta proporcionó una declaración como parte del proceso de un acuerdo privado.

En las declaraciones no solo se hace alusión a la supuesta exhibición de Musk, también se recalca que Musk le frotó el muslo a la azafata y se ofreció a comprarle un caballo si «hacía algo más» durante un masaje en el vuelo.

La azafata, por lo visto, creyó que su negativa le perjudicó a la hora de optar por un puesto de trabajo en SpaceX, lo que le llevó a contratar un abogado en 2018 y demandar al magnate.

Musk, por su parte, no ha tardado en responder a las acusaciones, categorizándolas de ser «un golpe motivado políticamente» y que «hay mucho más tras esta historia». Además lanzó un curioso reto a la persona anónima del artículo de Business Insider: que describiera cualquier rasgo físico, como tatuajes o cicatrices, que el público no conociera.

Publicado en:
¡Síguenos!

Si te ha gustado el artículo síguenos para no perderte nuestras publicaciones:

Deja un comentario:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Del lat. facĕre aliquid heroicis,
anagramma del in. do epic shit

Accesibilidad:
Modo oscuro
Tamaño fuente (Beta)
Restablecer
Más información